¿POR DONDE EMPIEZO?

jueves, marzo 01, 2007

The Host



Los habitántes de Seúl observan sorprendidos un extraño objeto que cuelga de un puente sobre el río Han. En realidad se trata de una monstruosa criatura mutante que al despertar devoraa todo aquél que se cruza en su camino. El dueño de un quiosco de la orilla del río contemplará horrorizado como la bestia rapta a su hija y se la lleva a su escondrijo. Mientras el ejército fracasa una y otra vez en su empeño por destruir al monstruo, aquél hombrecillo anónimo se armará de valor y, con la ayuda de su familia, intentará recuperar a su hija de las garras de aquella abominación.

Cero grados, ni frío ni calor. Aunque esta afirmación es incorrecta, refleja claramente lo que ocurre con esta película. En toda su promoción, la producción se intenta codear con los más grandes: "Primero fue Tiburón, después Alien. Ahora llega The Host". Ni muchísimo menos. Si bien es cierto que la película tiene momentos estupendos (la primera media hora es impagable); posee muchos otros tan innecesarios como pesados y aburridos. Es por eso que se queda en medio. Cero grados, ni frío ni calor.

Hay que dejar claro que el género de esta obra no es el de terror. Podría haberlo sido, pero el director se ha empeñado en salpicar la película de numerosos momentos comicos (muy buenos en su mayoría) que en ocasiones rayan el absurdo; gracias a un protagonista incompetente y una familia que no le anda a la zaga. Muchos de estos descargos comicos son los que salvan la película. Esto es así debido a que la película tiene dos caras: la lucha de una familia por rescatar a la niña, y la trama del virus. Es en esta segunda cara donde la pelicula pierde fuelle a la misma velocidad que en la otra gana grandeza. El guión en esta zona es prácticamente inexistente y se limita a avanzar a trompicones e incoherencias para finalmente no llegar a ninguna parte. Lo dicho, por un lado una obra maestra, por otro... en fin. Por eso nos quedaremos en medio, ya que los malos momentos, aunque se hacen notar, quedan rapidamente compensados cuando llega ese punto comico o aparece el montruo haciendo de las suyas.

Y hablando de la criatura hay que mencionar la calidad de su creación. Empezando por el diseño. He oido por algun sitio que ya la quisiera Lovecraft para alguna de sus historias. Tal vez pudiera ser cierto, puesto que esa estética de pez con patas y cola tentacular no desentonaría al lado de cualquiera de los mitos de Cthulhu. Sin embargo, las comparaciones son odiosas y esta criatura denota originalidad e independencia suficientes para no ser comparada con ninguna otra. El trabajo de elaboración digital, al igual que el diseño está muy bien acabado en casi su totalidad. Auque hay uno o dos momentos donde se nota claramente que el ser no está en el mismo lugar que los actores.

En definitiva, una película normalita que cumple su función de entretener de forma digna. Con momentos muy buenos por los que merece la pena pasar por algunas situaciones inconexas e innecesarias y en la que destaca con nombre propio ese "huesped" del río Han. El elemento cómico, inusual en este tipo de filmes, quizás sea la guinda de este agridulce pastel lleno de gags en los momentos más dramaticos. Una buena elección si lo que quieres ver es a un bicho comiendo coreanos y alguos chistes buenos pero absurdos pero seguramente no se encontrará entre las mejores películas que hayas visto.

3 comentarios:

Sephiroth XI dijo...

Buenas tio. Bienvenido de nuevo a la globosfera. Esta película voy a ir a verla con 3J, tengo curiosidad. Hace poco vi "Bosque de Sombras", de Koldo Serra, me decepcionó un poco. Habiendo visto su corto "El tren de la bruja" creía que la ópera prima de este director estaría igual de bien, pero me equivoqué.

Alejandro dijo...

Creo que a ti concretamente te gustará la película, Mr. Zombie! XD

Bleach510 dijo...

Tengo ganas de ver esta película más que nada por su director cuya obra anterior es una verdadera obra maestra: Memories of murder. Ya la pillaré en DVD. Saludos!